VIDEOS DAVID BOWIE

Loading...

viernes, 12 de abril de 2013

Rotting Christ - Kata ton daimona eaytoy

Rotting Christ
Kata ton daimona eaytoy
2013

Dentro del mundo de la música extrema (conocida popularmente como metal) está claro que ya se ha hecho bastante y cuesta por estos días encontrarse con algún sonido que sorprenda. Sin embargo, de vez en cuando nos topamos con agrupaciones que siguen defendiendo los estilos no solo en base a pasión sino que también con mucho talento, acá estamos frente a uno de esos casos. 

La vida es injusta con algunos. Los griegos de Rotting Christ comenzaron su carrera allá por 1989, es decir, son ya casi 25 años de historia en donde los tipos se han paseado por distintos rincones del death y el black metal, siempre desde una vitrina poco luminosa en cuanto a lo comercial, opacados a momentos por bandas que por distintas razones generaron mayor ruido dentro de la escena pero que no por eso fueron más talentosas. Kata ton daimona eaytoy ("Haz lo que quieras" en lengua romance) viene a ser el 11° disco de la banda, un álbum que desenfunda todos los elementos que se le pueden pedir a un buen disco de black metal: ambientes de profunda oscuridad, excelencia técnica en cada interpretación, velocidad, potencia y diversidad sin dejar nunca de lado un tremendo trabajo temático mitológico que rodea todo el concepto del álbum.

Hay momentos increíbles, como la extraordinaria partida a cargo de "In Yumen-Xibalda" , las oscuras extrema de "Grandis spiritus diavolus", "Kata ton daimona eaytoy" (la canción), "Punchaw kachun-tuta kachun" (que cuenta con tremendos coros en español) o la increíble "Cine iubeste si lasa", un tema que comienza de manera muy folclórica con una voz femenina que tras dos minutos se enlazará con la potencia de la banda logrando llevar el sonido hacia una estación completamente diferente a lo esperable dentro de una banda de metal. La épica con la que cuenta el disco es impresionanteen la linea de lo realizado por agrupaciones como Amon amarth pero sinceramente me parece que cualquier cosa realizada por la banda sueca queda enana al lado de lo que acá se disfruta. No estamos hablando de un disco de rock que simplemente busca que movamos nuestras cabezas al compás de los golpes sino que nos encontramos frente a uno de esos discos que se viven de manera completa.  

Probablemente el único detalle que se le puede encontrar a este trabajo viene en la recta final, cuando las ideas comienzan a repetirse un tanto y la pasada por canciones como "Pycanka" se torna algo repetitiva. De todas maneras el final del disco con "666" es brillante, cargado de ambiente y misticismo. Y bueno, el resto sería redundar, estamos frente a un manjar de disco, un trabajo bien escrito, pensado y desarrollado.

4.5 / 5
Brillante !





Como siempre se agradece toda visita y no olvides valorar la crítica o dejar tu comentario acá abajo...

No hay comentarios:

Publicar un comentario