VIDEOS DAVID BOWIE

Loading...

jueves, 7 de diciembre de 2017

Noel Gallagher's High Flying Birds: Who Built The Moon? (2017)


Los dos primeros álbumes de Noel Gallagher junto a sus High flying birds estuvieron bien, sirvieron ambos para dejarnos muy claro que (al menos en estudio, ya que en vivo es otro el cuento) el guitarrista no necesita en absoluto el forzar un regreso de Oasis para mantenerse vigente, y de paso quedaron entre nosotros una serie de temas dispuestos a recordarnos que el filo sigue ahí, intacto (están 'If I had a gun', que yo insisto en que de haber sido compuesta en los 90's sería un clásico "de aquellos", 'A.k.a ...What a life' o 'In the heat of the moment', entre tantas más). Sin embargo, tanto el debut de 2011 como Chasing yesterday (2015) carecieron de un elementos no menor: riesgo. 

En ese sentido, tal parece que la tercera ha sido la vencida para el buen Noel, por lo que en este 2017 el hombre ha decidido escapar de su zona de confort y regalarnos un álbum de corte más experimental, y si bien las estructuras de las canciones que componen este Who built the moon? responden a los patrones de siempre (es inevitable, se vista de lo que se vista, a Noel se le ve el plumero melódico a distancia), se aprecia en la producción y arreglos del álbum la intención de romper con la monotonía y de alguna forma sorprender. Ha intentado por tanto sonar más dinámico, empaquetando su música con electrónica, vientos, teclados y dándole un nuevo enfoque a su voz en ciertos pasajes. El resultado convence, no parece forzado y por momentos resulta muy atractivo. 

Vuela alto, por ejemplo, en los momentos instrumentales que entregan 'Fort knox' y los interludios 'Wednesday', instantes donde la psicodelia se apodera del disco y el asunto adopta ribetes de exquisita frescura, o cuando redobla los tambores (un truco que inevitablemente recuerda sus colaboraciones con los Chemical Brothers dos décadas atrás) en 'Keep on reaching', 'It's a beautiful world' o 'She taught me how to fly'. De igual forma, pese a ser un tema bastante tradicional, la buena vibra que regala con sus coros 'Black & white sunshine' funciona, así como la veta atmósférica que aporta 'The man Who built the moon', mi favorita del álbum.

Puede que hilando fino el disco cargue con un defecto importante, el que si retiramos todo el empaque, las canciones siguen siendo las mismas de siempre ('Be careful what you wish for' o 'If love is the law' son claros ejemplos de esto), sin embargo, hay que darle a Gallagher el que ha acudido a distintas fuentes buscando referencias o apoyos que aportasen matices relevantes a su sonido, y el que en esa búsqueda no ha quedado a medio camino sino más bien ha logrado entregar un álbum comparto, de direcciones muy claras y que individualmente encuentra varios momentos de alto nivel. 

3.5 // Muy bueno!

Otras reseñas de Noel Gallagher's High flying birds:

1 comentario:

  1. buen review, pero te falto hablar del extra "dead in the water", de lo mejor que ha compuesto Noel en su carrera (aunque sea muy muy oasis)

    ResponderEliminar