VIDEOS DAVID BOWIE

Loading...

martes, 18 de febrero de 2014

Behemoth // The Satanist // 2014

Honesto y talentoso regreso

La carrera de el trío polaco Behemoth venía subiendo como la espuma desde hace mucho, al punto de haberse convertido en una de las agrupaciones más interesantes del género del metal de los últimos años. La banda fue siguiendo un camino de auto superación en donde cada disco parecía competir con el anterior en brutalidad, técnica y blasfemia. Para muchos Behemoth tocó techo con Zos kia cultus (2002) o Demigod (2004), mientras que otros consideran a Evangelion (2009) como su gran obra. Lo cierto es que este camino se vio interrumpido de manera brusca en 2010 con la noticia de la Leucemia que afectó a su vocalista y principal compositor Adam Nergal Darski, el cual debió someterse incluso a un transplante de médula ósea para poder sobrevivir. Este hecho provocó evidentemente un parón indefinido de la carrera de Behemoth y cierta incertidumbre con respecto al futuro de la banda. Por todo esto, The satanist viene a ser un álbum muy especial, el primero tras la enfermedad de Nergal y que luego de cinco largos años de silencio llega para mostrar el estado en el que se encuentra la agrupación.

La sorpresa ha sido agradable. Nos hemos encontramos finalmente frente a un álbum fabuloso en múltiples sentidos y desde ya uno de los candidatos a estar en los recuentos de fin de año. Un disco que conserva los elementos clásicos de Behemoth tales como un trabajo artístico depurado y lleno de interesantes detalles, un sonido agresivo que da uso a una técnica muy bien contenida que jamás cae en excesos y por supuesto, potentes, inteligentes e interesantes letras (a cargo como siempre de Nergal) cuyo principal blanco siguen siendo el cristianismo y las religiones. Sin embargo, en el plano musical existen matices que hacen el disco particularmente disfrutable y accesible incluso para quienes no sean tan amantes de la música extrema.   

A diferencia de los últimos álbum de Behemoth, los cuales se encontraban muy centrados en la brutalidad y velocidad (sobretodo Evangelion) , The satanist detiene un tanto los tiempos acercándose de esta manera a un sonido mucho más oscuro y que inclina la balanza hacia el black metal. Por supuesto que hay velocidad y un doble pedal infernal en temas como "Furor divinus", la ganchera "Oba pro nobis Lucifer" o en la maravillosamente caótica "Amen" pero de igual forma el disco contiene momentos más oscuros y calmos en la partida a cargo de "Blow your trumpets Gabriel", en "The satanist" (la canción) o "Ben sahar". Para el final del álbum la banda se da algunos gustos, como aquellas pausas acústicas que aparecen en "In the absence ov light" o el épico y emocionante cierre que es "O father O Satan O sun!".

Si es por buscarle la quinta pata al gato podríamos decir que la banda no descubre nada nuevo con el sonido de este disco sino que más bien echa mano a viejas mixturas del mundo del metal y las trabaja de manera perfecta, también podríamos afirmar que dentro de todo el álbum "Ben sahar" es un tema que suena algo monótono y quizás sobra. Ahora, eso poniéndose rebuscado ya que en general el trabajo es completamente recomendable, cuenta con mucha diversidad de tiempos y eso lo hace fácil de oír, musicalmente se encuentra ejecutado e interpretado de manera soberbia, y las composiciones son sólidas, interesantes y equilibradas. 

Nergal (un tipo genial a estas alturas) habló de que The satanist sería un trabajo muy emocional dado el momento personal que vivió durante los pasados años y la verdad es que así ha sido. Y acá quisiese destacar algo: habría sido sencillo volver con un disco enfocado en la técnica y la brutalidad llevada al extremo, sin embargo Behemoth ha vuelto tras cinco años de silencio con un álbum por sobre todas las cosas honesto, un trabajo que no ha sido compuesto en piloto automático y aquello me parece enorme.  Estamos hablando de las bandas más talentosas de la escena y que espero sigan junto a nosotros muchísimo tiempo más... 

4 / 5
Excelente !!!


No hay comentarios:

Publicar un comentario