VIDEOS DAVID BOWIE

Loading...

domingo, 24 de enero de 2016

Abbath // Abbath // 2016

Cumpliendo con luces propias.

Amo y señor dentro de Immortal, Olve Eikemo (conocido dentro del mundo del metal simplemente como Abbath) se decidió finalmente a correr con luces propias. Luchando primero con sus ex compañeros por el nombre de la banda, y dado los malos resultados de la jugada, formando luego su propia agrupación, la cual debuta frente a nosotros en este 2016 que recién comienza. 

No es un mal disco este homónimo. Encontramos acá una serie de temas marcados por el corte agresivo y gutural característico de Eikemo, aunque rara vez abusando de la velocidad. 'To war', por ejemplo, abre el álbum marcada por el machaque constante de un exquisito trabajo de batería, sin embargo jamás aprieta el acelerador a fondo. Es una apertura potente pero contenida. 'Winter bane' funcionará luego en una misma linea aunque durante sus casi siete minutos jugará con su estructura, yendo y viniendo una serie de veces. En general esta será la linea del trabajo, destacando el medio tiempo 'Ocean of wounds' (de lo mejor del disco sin duda) y solo aumentando la velocidad de vez en cuando en temas como 'Ashes of the dammed', 'Count the dead' o en el cierre a cargo de 'Eternal', tres que por cierto perfectamente podrían haber encajado en un nuevo disco de Inmortal, recordando que lo último que estos entregaron data de 2009. 

El debut de Abbath cumple e incluso entrega dos o tres grandes momentos. No alcanza como para hablar de un excelente disco pero si me parece valorable el que Eikemo se diese el trabajo de depurar un tanto su sonido. Habría sido fácil entregar diez temas a máxima velocidad dejando contenta a la fanaticada, sin embargo el guitarrista ha intentado bajar revoluciones e ir un poco más allá de lo esperable. La jugada como paso inicial le ha quedado bastante bien. 

3.5 // Muy bueno!

1 comentario:

  1. Totalmente de acuerdo, un disco con buenos momentos que evoca en contadas ocasiones a Immortal. No es un disco que pueda considerarse una maravilla pero es bastante disfrutable. Lo que si veo poco de Black Metal excepto en la característica voz de Abbath y algunas partes.

    ResponderEliminar